Trabajadores denuncian hostigamiento de Toño Gaspar, luego de protestar

Juan Blanco/API

Chilpancingo, Gro. 09 de Enero de 2019.-
Trabajadores extraordinarios del Ayuntamiento de Chilpancingo denunciaron hostigamiento y amenazas por parte del alcalde municipal, Antonio Gaspar Beltrán, luego de que la mañana del martes protestaron en ese edificio.

Por lo anterior, los empleados responsabilizaron al edil perredista de lo que pudiera pasarles en su integridad física, tal como ha ocurrido en otras ocasiones a otros trabajadores que se han manifestado para pedir mejoras laborales.

Este miércoles en las instalaciones del Sindicato Nacional de Redactores de la Prensa (SNRP), el personal, quien se desempeña en diversas áreas de la actual administración, dio a conocer algunas de las arbitrariedades laborales que se han generado en lo que va del gobierno del presidente, mismas que han pegado a los trabajadores que no pertenecen a algún gremio sindical.

Una de esas es en el sentido de que Gaspar Beltrán ha «acomodado» a su gente en algunas direcciones sin siquiera contar con el perfil para ello.

Pese a esto, obtienen beneficios o perciben un salario mejor en contraste con trabajadores que han cumplido más de 15 años de labor en el Ayuntamiento, dijo en su intervención Selene Ocampo Vargas.

Además, a los protegidos, abundó, el edil, por conducto de la Secretaría de Finanzas municipal, les otorgó un aguinaldo que va de los 10 mil a 15 mil pesos, mientras que a los extraordinarios por ese mismo concepto les llegó la cantidad de 5 mil 500 pesos por trabajador, sin haber tomado en cuenta su antigüedad.

Esto ha sido la principal causa que llevó a los inconformes a cerrar con cadena y candado los accesos principales del Palacio Municipal el martes pasado, y que dichas acciones podrían continuar en caso de que el mandatario local no tenga una respuesta favorable a sus peticiones que son: nivelación en el pago de aguinaldo, incremento y la aplicación del tabulador salarial.

Sin embargo, el alcalde inicio en contra de ellos una serie de amenazas en lugar de atender lo que llamaron «demandas laborales justas», externó por su parte Enrique Baranda Atrisco.

«Hago un llamado a Toño Gaspar y a su gobierno que pare las represalias contra los compañeros, (las cuales) no coinciden con su proyecto: es un proyecto demagógico e intolerante a la crítica», expuso y agregó: «cualquier atropello hacia los trabajadores, será responsabilidad de Toño Gaspar y su mal gobierno».

Finalmente, los conferencistas exigieron que cumpla lo que prometió en campaña y dije de justificar y culpar a las anteriores administraciones de la falta de recursos. (Agencia Periodística de Investigación)