*** Presidenta de la Comisión para la Igualdad de Género, la morenista Erika Valencia se abstiene a votar en el exhortó

Vanessa Cuevas/API

Chilpancingo, Gro. 12 de Marzo del 2019.- El pleno del Congreso del Estado aprobó por unanimidad exhortar a la titular de la Secretaría de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, y a la titular de la Secretaría de Bienestar, María Luisa Albores González, se mantenga y se reanude de inmediato la aportación de los recursos federales a los Refugios para Mujeres Víctimas de Violencia Extrema, esto luego de que no hay garantía que se vaya a aplicar directamente a las afectadas.

Además de que se promueva la búsqueda del consenso para el establecimiento de las nuevas disposiciones con las que se optimice su funcionamiento; y se cancele así y al mismo tiempo la opción de entregar de manera individualizada estos apoyos financieros.

El punto de acuerdo fue presentado como un asunto de urgente y obvia resolución por la diputada perredista, Perla Edith Martinez Ríos, quien fundamentó la necesidad de mantener dicho apoyo para las mujeres violentadas.

En la votación se abstuvieron las diputadas de Morena, Erika Valencia Cardona, quien es presidenta de la Comisión para la Igualdad de Género; Blanca Celene Armenta Piza, Perla García Silva, Yoloczin Domínguez Serna y Ossiel Pacheco Salas; mientras que el resto de los morenistas votaron a favor.

La perredista exhortó a la federación revertir la decisión de cancelar el apoyo federal para el funcionamiento de dichos Refugios; que se escuche y atiendan las necesidades de las mujeres maltratadas que demandan auxilio y protección de las instituciones, que se cancele la opción de entregar directamente los apoyos financieros a las mujeres víctimas de violencia.

Pidió que se cancele el Plan para repartir ese presupuesto entre las víctimas de la violencia, ya que pone en riesgo el anonimato y con ello su seguridad, además de que ya no contarían con los servicios como los que en estos refugios reciben, como el de protegerlas en el momento de mayor peligro, más la protección permanente a su integridad física, así como la atención psicológica, jurídica, social, psicopedagógica y médica que ahí se les brinda.

Además de señalar que a los refugios para mujeres víctimas de la violencia llegan féminas golpeadas, heridas, dañadas emocionalmente, angustiadas, amenazadas y hasta en situación de persecución, huyendo de algún familiar, esposo o pareja que la golpeó, violó o prostituyo por años, por lo que llegan a vivir una verdadera situación de terror.

Indicó que los Refugios para Víctimas de Violencia Extrema, son un programa de la Sociedad Civil que ha contribuido a la protección de las mujeres víctimas de la violencia extrema, por lo que el 90 por ciento depende de los recursos del Gobierno Federal, y manifestó que en Guerrero existe un Refugio de esta naturaleza.

Ante los señalamientos expuestos en tribuna, la legisladora consideró que los Refugios debe seguir siendo abordado desde una perspectiva de género, luego de que las mujeres maltratadas viven en una dolorosa situación que preocupa. (Agencia Periodística de Investigación)