Rose McGowan es la ac­triz que Inició la ola de de­nuncias por abuso sexual contra Harvey Weinstein

Estados Unidos. – Se suici­dó Jill Messick, una veterana ejecutiva de Hollywood que fue representante de Rose McGowan cuando la actriz fue presuntamente violada por Harvey Weinstein.

Messick, quien tenia 50 años, luchó durante años con­tra la depresión y recientemen­te se habla sentido victimizada por los informes sobre su papel en ese asunto, que sus familia­res aseguran inexactos en un comunicado que circula por los medios estadounidenses.

Messick, que trabajaba para Addis-Wechsler -ahora lndustry Entertainment era la representante de McGowan cuando la actriz alega haber sido violada por Weinstein en una tina caliente durante el Fes­tival de Cine de Sundance de 1997.

A partir de su denuncia, de­cenas de mujeres de Hollywood acusaron al magnate de la pro­ducción cinematográfica de abuso sexual.

McGowan promueve actual­mente unas memorias de próxi­ma edición y es una de las más prominentes activistas del mo­vimiento #Me Too de las redes sociales en contra del acoso sexual. La actriz dijo al diario The New York Times en octubre pasado que Messick habla arre­glado el encuentro con Weinstein, que comenzó en un cuarto de hotel.

La revelación y su nom­bre arrastrado a los titulares como parte de un intercambio de e-mails con Weinstein-tu­vieron un efecto negativo en el ánimo de Messick, señaló su familia.

“La velocidad con que se diseminó la información conlle­vó falsedades sobre Jill como persona, las que no podía ni de­seaba desafiar agrega la nota. “Se convirtió en un daño cola­teral de una historia ya horren­da”.