Información oficial indica que en dias anteriores a su deceso paramedicos ni familiares el hoy occiso se lo quisieron llevar para atenderlo.

Comerciantes de la zona denunciaron que la víctima pudo haber fallecido por ingerir bebidas adulteradas que venden en la zona.

Chilpancingo, Guerrero.- Una persona del sexo masculino falleció a causa de una presunta congestión etílica por la tarde de este domingo dentro del concurrido mercado “Baltazar R. Leyva Mancilla“, en Chilpancingo, Guerrero.

El masculino fallecido respondía al nombre Antonio y mejor conocido como “Toño” el cual tenía una edad entre los 50 y 55 años de edad, padecía desde hace tiempo cirrosis hepática por el alto consumo de bebidas embriagantes, gente cercana al occisos informó que meses antes ya había sido ingresado al área de emergencias del hospital local por la misma causa.

Casi a las 12:30 PM fue que se recibió una llamada al número de emergencias #911 , donde reportaban que en la parte alta de la nave 5 conocida como “El Tianguis” una persona adulta del sexo masculino se había desvanecido de “repente”.

De inmediato los paramedicos de Protección Civil hicieron acto de presencia para atender a la víctima, cuando dentro de un altar de la virgen de Guadalupe fue encontrado ya sin signos vitales y con el estómago visiblemente hinchado a “Toño”.

Los paramedicos indicaron a la policia municipal que ya nada podía hacerse para salvarle la vida y fue en ese momento que se acordono la zona ante la vista curiosa de los locatarios y gente que realizaba sus compras en esos momentos.

Múltiples versiones de gente cercana a “Toño” comenta que en una ocasión ya había sido hospitalizado de emergencia debido a su problema de alcohólico consuetudinario , pero que al salir del nosocomio nuevamente regresó al mercado Baltazar R. Leyva Mancilla y reincidio en el consumo excesivo de bebidas embriagantes o como algunos las llaman “espirituosas“, pero al parecer sin confirmar, estas se encontraban adulteradas y habrían sido adquiridas de forma clandestina en expendios no autorizados.

Otros también comentaron que “Toño” llevaba allí dos días tirado , y que sus “familiares” mas cercanos acudieron para ayudarlo y llevarlo a su domicilio pero que “Toño” se puso impertinente, y los familiares ya no “quisieron detallar” y lo dejaron a su “suerte” la cual se puede observar, fue fatal.

Mientras todo esto ocurría, peritos de la Fiscalía General del Estado de Guerrero por sus siglas (FGE), el agente del Ministerio Público y personal del Servicio Médico Forense (Semefo) acudieron al lugar para realizar las diligencias correspondientes y el levantamiento cadavérico para entregar mas tarde el cuerpo a sus familiares y asi poderle dar cristiana sepultura.