CHILPANCINGO, Gro. (Ezequiel Flores Contreras).- El gobernador priista Héctor Astudillo Flores utilizó la tragedia del terremoto del pasado 19 de septiembre para difundir, en sus cuentas personales de redes sociales, los programas de su administración y el gobierno federal destinados a damnificados de la zona norte de la entidad.

Ello, a pesar de que el acuerdo 172 del Instituto Nacional Electoral (INE), ordena que desde el 30 de marzo hasta la conclusión del proceso electoral el domingo 1 de julio, todos los entes de gobierno, en sus tres niveles, tienen prohibido difundir propaganda gubernamental en cualquier medio de comunicación social, incluidos internet, redes sociales y medios escritos.

Los portales de los entes públicos en internet deberán abstenerse de difundir logros de gobierno, así como referencias visuales o auditivas a las frases, imágenes, voces o símbolos que pudieran ser constitutivos de propaganda política, electoral o personalizada, indica el acuerdo de la autoridad electoral.

Las únicas campañas gubernamentales permitidas son las informativas de autoridades electorales, las relativas a servicios educativos y de salud, las de protección civil en caso de emergencia, mismas que deben colmar los principios de equidad e imparcialidad que rigen los procesos electorales y su difusión deberá hacerse durante el periodo que sea estrictamente indispensable para cumplir con sus objetivos, indica textual el acuerdo del INE.

No obstante, el mandatario estatal utilizó su cuenta personal de Twitter y Facebook para difundir este día programas del gobierno federal y estatal destinados a damnificados del terremoto del 19 de septiembre, que afectó principalmente la zona Norte de la entidad.

“98% de las familias que vieron afectadas sus viviendas, han recibido a través de @SEDATU_mx las tarjetas de @BANSEFI para la reconstrucción de su patrimonio”, presumió Astudillo y luego remató:

“En los próximos días estaremos visitando nuevamente a nuestros paisanos de la Región Norte, porque quienes resultaron afectados han contado en todo momento con nuestro apoyo y les reitero: seguiremos pendientes de sus necesidades”, aseguró el mandatario surgido de las filas del PRI.

También, Astudillo difundió imágenes de obras sin culminar, señalando que se trata de “más de 100 escuelas, 25 de ellas concluidas”, así como “cinco nuevos centros de salud” que aún no se terminan en esa franja de la entidad.

Las responsabilidades por violaciones a los artículos 41 y 134 de la Constitución indican que los servidores públicos no pueden difundir los resultados de sus gobiernos, que la propaganda tenga como finalidad influir en la equidad de la contienda electoral y utilice imágenes, símbolos, nombres o voces y que sea divulgada en medios de comunicación social.

La propaganda difundida en redes sociales por el gobernador Astudillo contrasta con las campañas incorporadas a las excepciones a la prohibición en materia de propaganda gubernamental que determinó el INE, entre las que se encuentran las siguientes:

La Temporada de lluvias y ciclones 2018, de la Secretaría de Protección Civil, así como “Igualdad, equidad e inclusión educativa”, de la Secretaría de Educación Pública (SEP) y todas las campañas de prevención de la Secretaría de Salud.